El Área de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Montilla ha organizado una campaña dirigida a los mayores a través de la que se les forma para que, entre otras cosas, eviten timos y estafas. “Hemos llevado a cabo un par de encuentros informativos en los dos centros de mayores que tenemos en Montilla en los que se les ha hablado de educación vial y seguridad ciudadana, temas que han correspondido a la Policía Local, y de seguridad en la vivienda, impartida esta última materia por miembros de Protección Civil”, ha matizado el teniente de alcalde de Servicios Públicos Operativos y Seguridad Ciudadana, Antonio Gómez. El concejal ha destacado que “en estos encuentros se ha hecho especial hincapié en la situación que deben afrontar los mayores cuando los visitan para venderles algún producto o cuando reciben alguna llamada telefónica con la misma intención”. Antonio Gómez ha justificado la iniciativa en que “constantemente nos llegan preguntas y quejas al respecto a la Oficina Municipal de Información al Consumidor de este colectivo tan vulnerable, sobre todo relacionadas con el cambio de la instalación del gas, el recibo de la luz y problemas de telefonía. Les hemos puesto el ejemplo de que deben cerciorarse de si esas personas que se presentan en su puerta diciendo ser de una determinado empresa conocida para cambiales la instalación del gas son lo que dicen ser y, sobre todo, les hemos alertado también sobre el peligro de dar sus datos personales a cualquiera que se los pida en la puerta de casa o a quien les llama por teléfono para realizar algún tipo de contrato”. El teniente de alcalde de Seguridad Ciudadana ha destacado asimismo que “además se les ha insistido en que se debe ser reticentes con aquellos que ofrecen regalos a diestro y siniestro a cambio de la compra de algún artículo”. Antonio Gómez ha matizado asimismo que la formación en seguridad vial se ha centrado en la conducta del peatón. “Es una forma de explicarles cómo deben tener cuidado cuando salgan a la calle para evitar accidentes innecesarios; a veces, para ese colectivo tan sensible todo el cuidado es poco”, ha resaltado el concejal.

El concejal ya informó de que los problemas derivados de la telefonía, las instalaciones de la luz y el gas son los que más preocupan al consumidor montillano. Tanto es así que estos tipos de problemas han casi duplicado en un año las consultas a la Oficina Municipal del Consumidor de Montilla (OMIC). “En 2009 se registraron 657 consultas a la OMIC frente a las 371 de 2008”, explicó el teniente de alcalde de Servicios Públicos Operativos y Seguridad Ciudadana, quien detalló que, “coincidiendo con la liberación del mercado y la modificación de la facturación”, el sector que más consultas ha generado en los últimos tiempos es el servicio eléctrico. “No obstante, una vez más, la telefonía móvil vuelve a ser el sector que más reclamaciones genera”, puntualizó. Al sector de la telefonía le sigue en consultas el de los y los problemas relacionados con comunidades de vecinos, la vivienda, el comercio de ropa y calzado, el gas, los seguros y los bancos.