El Ayuntamiento de Montilla ha puesto en marcha una nueva línea de ayudas destinada a promocionar entre los autónomos de la localidad la creación de iniciativas económicas generadoras de empleo. Tal y como ha explicado la teniente de alcalde de Desarrollo Económico, Aurora Barbero, la Corporación Municipal decidió incluir en el Presupuesto de 2011 una reserva de 40.000 euros con el objetivo de subvencionar a autónomos y pequeños comerciantes de la localidad.

“Esta línea de ayudas persigue, fundamentalmente, mejorar los ingresos de explotación de las actividades económicas de autónomos y comerciantes”, ha indicado Barbero, quien ha precisado que el importe máximo que cada beneficiario podrá percibir en virtud de esta convocatoria pública no podrá superar los 1.500 euros.

“Aunque no se trata de una cuantía muy elevada, estamos convencidos de que será bien acogida por los autónomos montillanos pues, en una coyuntura económica como la actual, cualquier ayuda que pueda prestarse desde una institución pública es esencial para garantizar el desarrollo emprendedor de nuestro tejido productivo”, ha afirmado la responsable municipal de Desarrollo Económico.

La cuantía definitiva que recibirá cada beneficiario será propuesta por una Mesa de Subvenciones que estará presidida por el alcalde de la ciudad y que contará entre sus miembros con un representante de cada grupo municipal, un técnico del Área de Desarrollo y un representante de cada una de las asociaciones de empresarios de la localidad. “Los interesados en acogerse a alguna de estas ayudas deberán presentar, antes del próximo 6 de agosto, una solicitud conforme al modelo disponible en la oficina de Información y Registro del Ayuntamiento o en la página web municipal”, ha añadido Aurora Barbero.

Según detallan las bases de la convocatoria, la nueva línea de ayudas está destinada a autónomos empadronados en la localidad que iniciaron una actividad económica por cuenta propia desde el 1 de octubre de 2009, siempre que no hubieran ejercido como trabajadores encuadrados en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos en los dos años anteriores al alta, dentro del periodo anterior considerado. En las bases se insiste asimismo en que las personas solicitantes deben estar empadronadas en Montilla con al menos tres meses de antelación a la presentación de la solicitud y desarrollar la actividad económica en el término municipal; y también se especifica que se otorgará una sola subvención por unidad económica, aunque formen parte de ella varias personas autónomas.

El documento detalla como conceptos subvencionables los honorarios de notarios, registradores e ingenieros técnicos como consecuencia de la puesta en marcha de la actividad empresarial; el registro de patentes y marcas comerciales; el impuesto sobre transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados relativos al inicio de la actividad; las tasas de inspección sanitaria, licencias urbanísticas y otras licencias; el impuesto sobre construcciones, instalaciones y obras; y la licencia de apertura del establecimiento o cambio de titularidad de dicha licencia. Esta línea de ayudas también financia la asistencia de los promotores a cursos, seminarios y jornadas de temas relacionados con el comienzo de la actividad empresarial; los gastos de publicidad en los distintos medios de comunicación, en revistas especializadas del sector y en internet, así como el diseño de catálogos, folletos informativos y logotipos; la cuota de inscripción en el correspondiente colegio para el ejercicio de la actividad profesional; los gastos de creación y mantenimiento de páginas web e implantación de comercio electrónico; los programas informáticos de facturación, almacén y nóminas; y los gastos relacionados con el objetivo de conciliar la vida familiar y laboral, debidamente acreditados, entendiendo por tales aquellos relativos a la contratación de servicios o personas para el cuidado y atención de menores y personas dependientes del promotor, así como gastos de guardería o centros de día. 

Aurora Barbero ha recordado que más de 70 negocios se beneficiaron de la anterior convocatoria. La responsable municipal de Desarrollo Económico ha explicado que el sector que más solicitudes presentó entonces (21) fue el comercio, seguido del sector de profesionales independientes -como abogados o psicólogos- (16) y del de la construcción y mantenimiento de edificios (12). También presentaron solicitudes los profesionales de la restauración y la hostelería (8), la informática y las telecomunicaciones (5), la automoción (5), peluquería y estética (4), cine, televisión y espectáculos (3), administración y asesoramiento (2), educación y formación (2), fabricación de papel (2), serigrafía (1), tabacos (1) y agricultura (1). Aurora Barbero ha indicado asimismo que el 54% de las solicitudes correspondieron a hombres y el 46% a emprendedoras.