La teniente de alcalde de Economía y Hacienda, Ana Rodríguez, junto con la teniente de alcalde de Servicios, Obras Públicas, Medio Ambiente y Agricultura, Raquel Casado, han informado hoy de que la adjudicación del suministro eléctrico realizada por el Ayuntamiento va a suponer un ahorro de 85.000 € anuales para las arcas del consistorio.

 

La buena gestión económica que se está realizando permitió detectar que se estaba produciendo un sobre coste en este servicio, cantidad que se ha reducido con la licitación y que permitirá el ahorro de 85.000 € al año en la factura de la luz”, indicó Ana Rodríguez.

 

El proceso de licitación para el suministro eléctrico comenzó hace prácticamente un año, con dos objetivos principales, por un lado conseguir un ahorro económico y por otro que el suministro procediese al 100% de energías renovables. “Esta actuación demuestra la coherencia de este equipo de gobierno en las políticas medioambientales, ya que esta licitación nos permite reducir la emisión de carbono, hasta casi anularse para el suministro eléctrico, ya que la electricidad que usemos debe provenir al cien por cien de energías renovables. Demostramos que es posible compatibilizar el ahorro con la ejecución de políticas medioambientales y de sostenibilidad, convirtiéndonos en ejemplo para ciudadanos, empresas y otras administraciones de que somos eficientes y cuidamos el medio ambiente” indicó Raquel Casado.

 

Al proceso de licitación acudieron 7 empresas, entre las que ha sido seleccionada la firma Watio Wholesale, que presentó la mejor oferta al pliego de condiciones.

 

Raquel Casado ha destacado que finalmente se ha conseguido el ahorro, apostando porque el suministro eléctrico procediese al cien por cien de fuentes renovables, “frente a la petición de la oposición que quiso reducir esta cantidad, por lo que hemos demostrado que no era necesario rebajar nuestras pretensiones iniciales en materia medioambiental para conseguir un ahorro”.

 

Además la responsable del área de Servicios, Obras Públicas, Medio Ambiente y Agricultura ha dado las gracias a todos los técnicos municipales “por el enorme trabajo que han realizado para este proyecto ya que se ha tenido que revisar todos los consumos eléctricos que realiza el Ayuntamiento para poder valorar el gasto”.

 

Raquel Casado ha añadido que el ahorro se fundamenta en tres ámbitos. Por un lado en la cuota fija por la potencia contratada, en la aplicación de la discriminación horaria y por último en el precio a pagar por kilowatio/hora.