El alcalde de Montilla, Rafael Llamas, y la teniente de alcalde de Hacienda, Ana Rodríguez, han hecho esta mañana balance económico de los dos primeros años del actual equipo de gobierno.

 

Las cifras aportadas por la responsable del área de Economía y Hacienda indican que desde junio de 2015 se ha reducido la deuda municipal en 5.152.000 euros, pasando de 14.411.000 euros el 30 de junio a 9.259.000 a finales de 2017. “Si trasladamos estas cantidades a cifras porcentuales, en este tiempo que llevamos al frente del gobierno municipal hemos conseguido reducir la deuda en un 34,34%, pasando del 80% con el que nos la encontramos al 45,66% en que se encuentra actualmente”, explicó Rodríguez.

 

La responsable de Economía y Hacienda ha añadido que de los 5.152.000 euros amortizados, 3.600.000€ asciende a las cuotas ordinarias de las obligaciones contraídas con las entidades bancarias “mientras que las amortizaciones adelantadas con respecto a su fecha de pago han sido de un millón y medio, de los cuales 965.123 euros han correspondido a lo que llevamos de 2017, habiendo conseguido cancelar de forma total uno de los préstamos que tenía nuestro Ayuntamiento”.

De seguir a este ritmo de amortización de deuda, superior a los dos millones anuales, nos permite ser optimistas en nuestro objetivo de conseguir rebajar la deuda en torno al 29% a final de mandato, para que la próxima corporación tenga deuda cero y con ello la posibilidad de invertir en proyectos de gran magnitud que redunden en el beneficio de los ciudadanos” indicó Rodríguez.

 

Alcanzar dichas cifras se debe, según la responsable de Economía y Hacienda, a la buena gestión de los recursos económicos del Ayuntamiento que se está realizando “en primer lugar en la consolidación del presupuestos donde se está reduciendo el gasto público, incrementando las política sociales, apostando por sectores que entendemos fundamentales como es la promoción de la ciudad vinculada a su actividad económica y al incremento de las inversiones con recursos propios, y en segundo lugar a la buena gestión de los recursos económicos, lo que está dando lugar a una reducción de la deuda por encima de lo establecido en los presupuestos”.

 

Por su parte el alcalde de Montilla valoró positivamente la gestión económica que se está haciendo desde la delegación de Hacienda “que hace posible acometer grandes proyectos que se van a realizar en breve, como por ejemplo la pista de atletismo, cuya licitación se hará próximamente, ya que el dinero que tendrá que poner en esta obra el Ayuntamiento se ha conseguido a través de la buena gestión realizada”.

 

Además Rafael Llamas ha recordado que estas cifras económicas están permitiendo realizar acciones de mejora urbana “para hacer una ciudad más amable y acogedora, con apoyo a políticas que se están realizando desde Medio Ambiente en movilidad y accesibilidad. Son proyectos importantes que se están realizando con nuestros propios recursos gracias a la gestión que estamos haciendo”.

 

El alcalde montillano aprovechó estos datos para reclamar al gobierno central mayor libertad ya que “amortizar la deuda por adelantado es una buena noticia que permite eliminar el compromiso adquirido con las entidades bancarias, pero hay que reivindicar ante el gobierno central mayor libertad en los ayuntamientos ya que ese dinero que estamos adelantando podría aplicarse a políticas de empleo y a mejorar los servicios que prestamos a los ciudadanos”.

 

Pasado el ecuador del mandato, podemos decir que el Ayuntamiento tiene estabilidad económica y que se está realizando una gestión de sus recursos que hacen posible que tengamos en marcha los proyectos a que nos comprometimos al inicio de mandato. Es bueno que la ciudadanía sepa que sus representantes cumplen con los compromisos que adoptamos al tomar posesión del gobierno”, concluyó Rafael Llamas.