El equipo de gobierno socialista del Ayuntamiento de Montilla ha elaborado un presupuesto para 2010 que asciende a 16,5 millones de euros, “lo que supone un 10,95% menos respecto a los 18,6 millones de euros del de 2009”, según ha puntualizado el teniente de alcalde de Hacienda y Recursos Humanos, Antonio Millán, quien ha presentado las cifras junto a la teniente de alcalde de Desarrollo Económico, Aurora Barbero. “Ese descenso en el proyecto de presupuestos para 2010, que se ha presentado ya a los grupos, es fruto de la situación económica que estamos atravesando a nivel mundial y a la que no son ajenos los ayuntamientos españoles, situación a la que se une la falta de financiación local”, ha incidido Antonio Millán, quien ha puntualizado que “ese decrecimiento de casi el 11% se debe, por un lado, a que prevemos recibir un 20,45% menos que el año pasado de fondos provenientes de la participación en los tributos del Estado y, por otro, a los ingresos procedentes de los impuestos municipales indirectos, que se han congelado tras aprobarlo la Corporación montillana y que serán un 19,7% menores que los de 2009”. El concejal de Hacienda y Recursos Humanos ha asegurado que estos porcentajes se traducen en que el Ayuntamiento percibirá 1,2 millones de euros menos provenientes de los tributos del Estado y 187.261 euros menos por los impuestos indirectos. “Este déficit en los ingresos municipales nos ha llevado a tomar la decisión de refinanciar la deuda para conseguir un presupuesto compensado tanto en los ingresos como en los gastos; o lo que es lo mismo, posponer el pago o amortización de deuda que vencía en 2010 para años siguientes, algo para lo que necesitamos la mayoría absoluta del plenario”, ha resaltado Antonio Millán.

El responsable municipal de Hacienda y Recursos Humanos ha puntualizado que el equipo de gobierno barajó otra alternativa para equilibrar las cuentas municipales de este año: la utilización del 20% de los fondos del Plan E con destino a gasto social. “Era algo que venía marcado en el decreto de ese Plan E y que en Montilla hubiera supuesto 515.000 euros aproximadamente; sin embargo, esa propuesta fue rechazada por Izquierda Unida y el Partido Popular en el Pleno en el que se debatieron los proyectos que Montilla iba a presentar con cargo a esos fondos estatales”, ha subrayado Antonio Millán. El concejal ha insistido en que “ese rechazo nos ha llevado a adoptar la única alternativa para conseguir el equilibrio presupuestario, la refinanciación de la deuda; si la refinanciación de la deuda no se aprueba por mayoría absoluta lamentablemente tendríamos que retirar los presupuestos para este ejercicio y mantener prorrogados los del año 2009, lo cual no es la situación más deseable en una administración pública para el normal funcionamiento de sus competencias”.

Antonio Millán ha hecho especial hincapié en que ante “esta difícil situación económica, que no es fruto en ningún caso de una mala gestión por parte de este equipo de gobierno, como lo demuestran las cifras de ejecución del presupuesto de 2009, que ha sido suficiente para atender los compromisos adoptados por este Ayuntamiento, y como lo demuestra un informe de Hacienda Local, que dice que la liquidación de las cuentas de 2008 ha sido sobresaliente e impecable, y sí fruto de los menores ingresos por la crisis económica,  el proyecto que hemos presentado a los grupos municipales tiene como objetivo principal mantener la prestación de los servicios municipales conteniendo en lo posible el gasto corriente y atender las inversiones comprometidas en años anteriores”.

Tanto el responsable municipal de Hacienda como la de Desarrollo Económico han detallado que, por tanto, en lo que respecta a las inversiones, “que para este año se reducen en un millón de euros con respecto al año 2009”, se contemplan partidas para la conclusión de la segunda fase de ejecución de las obras de rehabilitación del Castillo de Montilla (447.000 euros), el proyecto de urbanización del polígono El Cigarral (177.000 euros), la ejecución de la Ronda Norte ( 256.000 euros), diferentes urbanizaciones de unidades de actuación ( 360.000 euros), obras Profea (350.000 euros), el mantenimiento de los servicios (unos 145.000 euros), un taller de empleo (30.000 euros), la conclusión del centro Envidarte (20.000 euros) y la recuperación de rincones históricos de interés turístico (25.000 euros), entre otras actuaciones. “En total, las inversiones se repartirán dos millones de euros”, ha matizado Aurora Barbero. “A partir de este momento estamos abiertos a las propuestas y enmiendas de los grupos municipales y, sabiendo que la situación es complicada y que tenemos escaso margen de maniobra, confiamos en la responsabilidad de los grupos que componen la Corporación montillana  para sacar adelante este presupuesto y en que entre todos arrimaremos el hombro para continuar en la prestación de los servicios al municipio”, ha puntualizado Antonio Millán, quien ha subrayado que “reiteramos nuestra confianza en que los grupos realizarán un trabajo responsable y comprometido con Montilla, teniendo en cuenta las especiales circunstancias en las que nos encontramos”.