El Paseo de las Mercedes acoge desde anoche la novena edición de la Fiesta del Vino y la Tapa, un evento incluido en la programación de la Fiesta de la Vendimia que se presenta como un escenario compartido por bodegas, tabernas y restaurantes montillanos en torno al maridaje de los Montilla-Moriles.

En la primera jornada, representantes del equipo de gobierno y del grupo municipal de IU inauguraban oficialmente la fiesta dando paso a tres días de convivencia alrededor del vino. Para el alcalde, Federico Cabello de Alba, “esta actividad pone en la calle, una vez más, esa cultura del vino tan montillana en una fiesta sólo pensada para disfrutar de nuestros caldos y nuestra gastronomía en un buen ambiente”.

La Fiesta del Vino y la Tapa regresó al Paseo de las Mercedes hace tres ediciones y este año presenta “importantes” novedades bajo la organización del Área de Desarrollo Económico del Ayuntamiento de Montilla, con la colaboración de Avintur y la Diputación de Córdoba.

En esta ocasión, 16 empresas de la localidad participan con sus productos en la fiesta del vino y la tapa: nueve bodegas (La Aurora, La Unión, Grupo Pérez Barquero, Los Olivares, Los Raigones, la Asociación de Lagares de la Sierra, Herederos de Ángel Lara, Alvear y Maillo) y siete restaurantes (Gambrinus, Abadía, Taberna Bolero, Las Llares de Alvear, Taberna La Chiva, Los Lagares y La Tercia). La organización, como el año pasado, pone a la venta bonos de 6 y 3 euros válidos tanto para las tapas como para las copas de vino.

La fiesta abrirá en horario de día de 13.00 a 18.00 horas y por la noche de 21.00 a 3.00. Arrancó ayer viernes por la noche para seguir hoy sábado durante toda la jornada y mañana sólo al mediodía. En este apartado de novedades, destacan la ampliación de la zona de entoldado, la instalación de una ludoteca infantil y música en directo, anoche con el grupo Fitoscopia, y esta noche con Versión Española.