El alcalde de Montilla, Rafael Llamas, junto con la delegada de Consumo de la Diputación de Córdoba, Aurora Barbero y el concejal de Participación Ciudadana, José Antonio Bellido, han asistido hoy a la proyección de la película-documental “Mañana”, obra de Cyril Dion y Mèlanie Laurent, que se ha realizado en el Teatro Garnelo de Montilla.

 

La película Mañana nos transporta a ese futuro que queremos y para el que tenemos que cambiar nuestro hábitos de consumo, proponiendo un consumo más responsable que el que hacemos ahora” señalaba Rafael Llamas, quien ha hecho suyas las palabras de José Esquinas indicando que “el carro de la compra debe ser un carro de combate. Tenemos que transmitir a los estudiantes hábitos que promuevan la sostenibilidad y ello supone apostar por lo rural y por el comercio de cercanía”.

 

Esta actividad se enmarca dentro de la campaña puesta en marcha por la delegación de Consumo de la Diputación Provincial de Córdoba, que se comenzó el pasado día 15, Día de los Derechos del Consumidor, con un Torneo de Debate en el que participaron 288 alumnos de bachillerato de la provincia, y que además ha llevado a que el documental “Mañana” se haya proyectado en Almodóvar, Priego de Córdoba, Puente Genil, Pozoblanco, Palma del Río y en Montilla. “Este año hemos querido concienciar sobre el desperdicio alimentario, un tema preocupante, que afecta negativamente a nuestro planeta y es por ello que desde Consumo hemos querido trabajar en concienciar sobre ello”, indicaba Barbero.

 

La responsable provincial ha señalado que en la actividad desarrollada hoy también ha colaborado el Hospital de Montilla a través de Mari Ángeles García, enfermera de este centro hospitalario, que ha dirigido un debate posterior a la proyección. “La concienciación sobre el desperdicio de alimentos, tanto en la cadena de consumo como en los hogares es preocupante. Hay que concienciar a los niños que ellos son motores importantes para el cambio en sus casas para modificar esos hábitos”. En este sentido Mari Ángeles García ha puesto como ejemplo a las abuelas “en cuyas cocinas no se desperdiciaba ningún alimento”. Además se han introducido otros temas en el debate, como la necesidad de recuperar la dieta mediterránea como base de una alimentación saludable.

 

Aurora Barbero ha añadido que esta actuaciones se complementarán con el trabajo que se va a realizar con FACUA para elaborar una serie de podcasts proponiendo soluciones para este problema y también se va a trabajar con la escuela de hostelería de Priego para concienciar a los futuros chefs para que tomen conciencia de que no se debe desperdiciar tanto alimento.