A excepción de la chirigota del Selu (2º premio del Concurso del Carnaval de Cádiz 2013), las grandes agrupaciones ausentes de la Final del Falla se dieron cita ayer en Montilla en la tercera edición del Festival organizado por la chirigota local de Los Novatos, con la colaboración del Ayuntamiento montillano y la Diputación. Alrededor de 2.500 personas entraron al Recinto Ferial para vibrar con un cartel “de final de Falla” que, a tenor de la gran acogida del público, sacaría los colores al mismísimo jurado del certamen gaditano.


La comparsa de Juan Carlos Aragón abrió el festival. Sobre el escenario la profundidad de unas letras escritas, este año más que nunca, al desamor y la rebeldía social con las que el autor gaditano acostumbra a seducir a su público. Catastrophic Magic Band derrochó magia y levantó de sus asientos a un auditorio que desde primera hora demostró tener muchas ganas de carnaval.

magic band
El optimismo de la chirigota del Love tomó a continuación el escenario. Campeones indiscutibles del concurso 2012, los chirigoteros defendían un tipo menos aplaudido este año en Cádiz, pero la veteranía siempre fue un valor añadido, y si eso lo juntamos el desparpajo del Love y el Cabra el resultado no puede ser menos que espectacular.


La noche de carnaval siguió por el mejor camino imaginado. Manolo Casal, maestro de ceremonias de una noche que elevó a Montilla como referencia de los festivales en Córdoba, dio paso al Selu como autor de sonoros cajonazos.  Las verdades del banquero, con un repertorio que podría llegar incluso a molestar en otro contexto, tuvo su reverso en las Pepis, que también sacaron a relucir su fregona y humor irónico ante un público totalmente entregado.

gatos callejeros
Y en la recta final, dos comparsas. La de Jesús Bienvenido, Los del piso del abajo, unos particulares demonios que cantaron defendiendo la educación pública antes de recordar la conga de los trasnochadores que tanto bailaron hace unos años. Y, por último, los Gatos callejeros de los hermanos Carapapas, que se subieron al escenario cerca de las 2 de la madrugada para desafiar el cansancio del personal. Con los punteaos de Perico y al grito de Campeones, campeones, se cerraba un festival que volvió a citar el público para el Carnaval 2014.

 

demonios web