“Un volumen importante de la actividad de los Servicios Sociales Municipales en 2010 se centró en el trabajo con familias afectadas no sólo por la crisis económica, sino también por diferentes situaciones de dificultad social  como pérdida de vivienda, pérdida del empleo o conflictos de relaciones entre las parejas”. De esta forma, la alcaldesa de Montilla, Rosa Lucía Polonio, ha prologado su presentación de los datos que arrojó el pasado año el Programa de Intervención Familiar. “Esos datos resaltan que los profesionales del Centro Municipal de Servicios Sociales atendieron a casi medio millar de familias con necesidades de este tipo”, ha añadido la alcaldesa, quien también ha informado de las cuantías económicas que supusieron las prestaciones sociales dadas por los Servicios Sociales Municipales. “La partida de emergencia social y la de prestaciones económicas a familias sumaron en total 30.842 euros en 2010 frente a los 29.582 de 2009”, ha matizado.

“Las familias han desarrollado una socialización que supone una serie de factores de riesgo para sus miembros, especialmente en aquellos casos en los que hay menores; por lo que, para conseguir un grado de normalización  efectivo  se requieren proyectos de intervención a largo plazo y actuaciones muy concretas a corto plazo y que sean susceptibles de cambio”, ha matizado Rosa Lucía Polonio. “Nuestro trabajo ha servido como prevención de situaciones de alto riesgo y como instrumento para acercar los recursos existentes para paliar situaciones carenciales.  La metodología que hemos seguido es muy exhaustiva, llevándose a cabo periódicamente el seguimiento del trabajo efectuado con cada familia”, ha añadido.

La alcaldesa ha destacado “la estrecha colaboración iniciada y mantenida por el Ayuntamiento para el desarrollo de estos programas con Cruz Roja, y a finales de año con la Asociación Buen Samaritano”, con especial incidencia en todo lo relacionado con el reparto de comida y kits de higiene. Rosa Lucía Polonio ha insistido además en que los casos que se atienden son valorados y derivados desde la unidad de Trabajo Social de zona, “circunstancia fundamental para ser beneficiarios de este tipo de prestaciones en el ámbito de un trabajo integral”. Así, ha detallado que durante 2010 se beneficiaron del programa de intervención 193 familias con algún miembro menor de 18 años y 289 familias con todos sus miembros mayores de 18 años. “De ellas, 22 eran familias monoparentales”, ha añadido la alcaldesa de Montilla.

Rosa Lucía Polonio ha aprovechado para resaltar “el buen trabajo llevado a cabo por los profesionales de los Servicios Sociales Municipales”. La regidora ha explicado que a través del sistema de cita previa se han atendido un total de 3.997 personas por los diferentes profesionales del centro municipal “al margen de las gestiones realizadas en administración para transporte urbano bonificado, tramitación de la Tarjeta Andalucía, viajes del Imserso o Termalismo Social”.

A ello hay que sumar las personas que han sido atendidas para la renovación del transporte urbano bonificado que han resultado ser un total de 1.302. Según este dato en torno a 5.200 beneficiarios han pasado por el Centro Municipal de Servicios Sociales para realizar algún tipo de gestión o recibir algún tipo de atención o tratamiento, “sin contar a las personas que participan en las actividades que se organizan desde el centro para diferentes colectivos”. Además, según los sistemas de registro informáticos se han realizado en torno a 12.161 intervenciones entendiendo por tales, entre otras, desde entrevistas a visitas a domicilio o terapias

Para finalizar, la alcaldesa ha insistido en recordar “el programa estrella de los Servicios Sociales Municipales, la ayuda a domicilio”. En 2010 se prestaron en Montilla casi 112.000 horas de ayuda a domicilio, un número que es casi cinco veces mayor que el correspondiente a las prestadas en 2007, según ha explicado, además de destacar que este programa benefició en Montilla durante el último año a unas 250 personas y que más de 400 personas están recibiendo la prestación económica para cuidados en el entorno familiar, lo que supone que han sido dadas de alta en el sistema de la Seguridad Social para cuidadoras o en cualquier otro compatible. Rosa Lucía Polonio  ha recalcado que “la prestación ha llegado a generar en la ciudad además más de 200 puestos de trabajo, entre auxiliares y cuidadores familiares, que hasta 2009 no estaban reconocidos como profesionales con alta en la Seguridad Social. Al principio había unos 15 cuidadores”, ha resaltado. Ha incidido asimismo en que, al margen de estos datos, si se tienen en cuenta los ingresos en residencias y en centros de día –unos 109 beneficiarios-, también se ha proporcionado empleo a personal relacionado con este tipo de instalaciones, como auxiliares de clínica y de geriatría y limpiadoras. “Hemos calculado que estos ingresos en residencias y centros de día han podido suponer la creación de unos 30 empleos”, ha matizado. Finalmente, ha resaltado que en apenas tres años se ha multiplicado casi por tres la cantidad económica destinada en Montilla a la ayuda a domicilio. “Hemos pasado de los 520.740 euros de 2008 a los más de 1,2 millones de 2010; en total, desde 2008 se han destinado a la prestación 2,8  millones de euros”, ha concluido.